Colegio Altamira

El Acueducto 2022 -2104, Peñalolén

+56225207300

Historia

Gloria Cordal y Agatha Gambardella comenzaron este proyecto educativo a inicios de los 80, como un espacio de acogida para aquellos que no encontraban cabida en un sistema educacional rígido e intervenido.

 

Junto al colegio se encontraba el jardín infantil Sumalao, para niños con necesidades especiales. Su problema era que los niños que salían del jardín no tenían muchas alternativas para continuar sus estudios más allá de la formación preescolar. En ese momento apareció la idea de la integración como experiencia pionera en nuestro país, y los niños se fueron incorporando al colegio con la voluntad de los profesores de asumir este nuevo desafío. La aceptación e integración es un sello que el Altamira aún mantiene y promueve.

 

En 1994, cuando ya la casa de Brown Norte #60 comenzaba a no dar abasto para todos los cursos, se trasladaron a Peñalolén. Era todo campo y la cordillera tan cerca le dio otro aire al Altamira. Se construyó el colegio que hoy acoge a los del primer ciclo, rescatando la fachada de la casa de origen. El traslado, los nuevos desafíos y necesidades de consolidación de un proyecto de educación, motivó la llegada de Fernando Flores al colegio.Junto a Jaime Valdés, iniciaron el camino de ampliación y crecimiento hacia la diversidad. Se construyó el colegio del segundo ciclo y llegaron estudiantes de más de 130 colegios diferentes, cada uno con sus propias características. De este periodo se aprendió la capacidad de dialogar y de valorar, vivir y querer la diversidad.

 

Hemos caminado hacia la consolidación de una comunidad educativa que se compromete por aprender insertos en el mundo, en la experiencia, en el hacer con otros, en comunidad, a gestionar el aprendizaje, a agregar valor a otros y que busca proyectos personales para la vida.

  • {%item.properties.preview.image.alt%}